19 sep 2018

EMDR, una terapia nueva para tratar los traumas y otras dificultades

Noticias Sin Comentarios

EMDR, son las siglas en inglés de Desensibilización y Reprocesamiento por los Movimientos Oculares, en español, Desensibilización y Reprocesamiento por los Movimientos Oculares.

Se trata de un nuevo abordaje psicoterapeútico cada vez más extendido, que fue descubierto de forma casual por Francine Shapiro en 1987, y que trabaja sobre el propio sistema de procesamiento del paciente, que es un sistema intrínseco de la persona, y que por diversos motivos o acontecimientos traumáticos como muertes, abusos psicológicos, emocionales, físicos, u otro tipo de abusos, u otros factores que acontecen en la vida, bloquean el sistema y producen síntomas tales como miedo, angustia, tristeza, dolor, baja autoestima, etc que, de no ser tratados, pueden generar depresión, trastorno obsesivo compulsivo, trastorno límite de personalidad, trastorno bipolar, adicciones, etc.

En el proceso con EMDR, el terapeuta trabaja con el paciente para identificar un problema específico que será el foco del tratamiento. El paciente describe el incidente traumático, a partir del cual es ayudado por el terapeuta para que seleccione los aspectos más importantes y que más lo angustian de dicho incidente. Mientras, el paciente hace movimientos oculares (o cualquier otra estimulación bilateral) le vienen a la mente otras partes del recuerdo traumático u otros recuerdos.

La estimulación bilateral puede ser: a) visual (el paciente mueve los ojos de un lado al otro guiado por el terapeuta); b) auditiva (el paciente escucha sonidos alternados en ambos oídos) c) kinestésica (el terapeuta golpetea suavemente y en forma alternada sobre las manos o los hombros del paciente). Esto facilita la conexión entre los dos hemisferios cerebrales logrando el procesamiento de la información y la disminución de la carga emocional.

El EMDR está recomendado también para el tratamiento de las dificultades emocionales causadas por experiencias difíciles en la vida del sujeto, desde fobias, ataques de pánico, muerte traumática y duelos o incidentes traumáticos en la infancia hasta accidentes y desastres naturales. También se usa EMDR para aliviar la angustia y/o la fobia de hablar en público, para mejorar el rendimiento en el trabajo, en los deportes y en las interpretaciones artísticas.

Según el Instituto Español de EMDR, este tratamiento puede completarse desde 3 sesiones para un trauma simple, hasta más de un año para problemas más complejos.

Si tienes alguna duda consulta con un especialista. Desde en Centro de Terapia Familiar de Murcia estaremos encantados de asesorarte sin compromiso.

Fuente: Instituto Español EMDR

 

 

 

No se pueden hacer más comentarios.